Ático Nube

Proyecto seleccionado en la Guía de Arquitectura de Extremadura 2007-2017

Se plantea el proyecto como un ejercicio de flexibilidad de un espacio mínimo. Un gran mueble contenedor articula el espacio dividiéndolo en tres subzonas: estar-comedor, cocina y zona íntima. Este mueble no sólo resuelve todo el almacenaje de la vivienda sino que también incorpora en su interior los aparatos sanitarios. El espacio de baño, aparece cuando se va a hacer uso de alguno de ellos.

Cabe destacar en este proyecto, y llevando al límite esa idea de flexibilidad del espacio, el diseño de la cama. Esta se plantea como un cubo que queda suspendido en el aire y que permite su desplazamiento. En su movimiento nos aparece una biblioteca, una amplia zona de bañera, al mismo tiempo que permite a sus usuarios dormir en la zona del dormitorio o suspendidos sobre el salón para poder disfrutar de unas atractivas vistas lejanas a través del cierre que conecta a este con la terraza.

Un ejercicio de flexibilidad en el que la suma de las partes es mucho más que el conjunto, y en el que el espacio interior se transforma en función del uso que se quiera hacer de él.

Restaurante Nandos

Proyecto finalista en los IX Premios de Arquitectura e Interiorismo Porcelanosa Grupo

Se nos propone el proyecto de reforma de un restaurante emblemático con más de 25 años de historia. El local ubicado en una calle estrecha y céntrica de la ciudad se encuentra en una planta semisótano en la que la luz natural es prácticamente inexistente. En la primera visita, justo al fondo del local observamos un pequeño patio utilizado hasta entonces como almacén; ¡tenemos proyecto!

Y con este patio empieza a construirse el proyecto. Los primeros materiales; la luz, los reflejos, la mirada … visten un acogedor espacio diáfano en el que se puede distinguir una zona de acceso y dos zonas de comedor. Tras un muro equipado; los aseos, un comedor reservado, una pequeña bodega y la cocina, completan el programa de usos.

La iluminación, los revestimientos, los detalles crean una atmósfera acogedora de la que participa el mobiliario; orden, comodidad, flexibilidad … creando un todo a partir del equilibrio entre sus partes; Copacabana, flores, … generan unidad, a veces una flor, a veces una vela, para crear la intimidad. El resultado es un lugar en calma, un lugar en el que, sencillamente, sentarse ¡a comerrrrr!, la mesa … ya está puesta.

Destilerías Espronceda

Este proyecto supuso un trabajo, entre otras cosas, de aprovechamiento del espacio disponible, entendido éste como volumen y no como superficie, m3 de aire, no m2 de suelo.

Un dato que ilustra este concepto es que el edificio dispone de 150.00 m2 construidos en planta baja y del doble, 300.00 m2 construidos en planta alta. Lo que significa que justo la mitad de la superficie ocupada por la planta alta, está suspendida en el aire.

Conseguimos solucionar las necesidades planteadas por el cliente respecto al diseño de un nuevo espacio de trabajo, actual y representativo de la marca llegando a convertirse en un ejercicio de volumen y de cómo mediante la forma un edificio se adapta a un lugar y las particularidades de éste.

Este proyecto de arquitectura sobresale por su estilo actual y de futuro. Cabe resaltar, además, la materialidad del mismo, su piel de aluminio y vidrio. También se diseñaron celosías que tiñen el aire interior como alegoría a los colores y aromas de los productos de la marca.